Evidencias para la educación en situaciones de emergencia: quién decide y por qué importa

El análisis de las propuestas de financiación de investigación educativa presentadas a Dubái Cares, un financiador mundial de la educación, indica una ausencia alarmante de aportes de actores locales y usuarios finales en todas las etapas del proceso.

En la Cumbre Humanitaria Mundial en Estambul de 2016, Dubai Cares[1] se comprometió a aumentar la participación de su apoyo a programas de educación en situaciones de emergencia (EiE, por sus siglas en inglés) al 33 % de su cartera financiera, con un 10 % de este incremento destinado a ser invertido en generar evidencias sobre EiE. Posteriormente ese mismo año, lanzamos el Prospecto de Investigación Evidencias para la Educación en Situaciones de Emergencia (conocido como E-Cubed, en inglés). Este fondo de investigación, de un valor total de US$10 millones para utilizar a lo largo de cinco años, se dedica a generar evidencias de estrategias efectivas de preparación y respuesta en EiE.

A lo largo del proceso de establecer E-Cubed y al vincularnos con colegas financiadores de la investigación, nos encontramos reflexionando acerca de qué significa ser un financiador de evidencias de EiE. ¿Qué papel podemos y debemos representar los donantes cuando participamos en brindar la financiación necesaria para cerrar brechas en las evidencias de EiE? Nos gustaría compartir nuestras reflexiones preliminares, con el objetivo de iniciar una conversación acerca de qué podemos hacer juntos para generar evidencias para el máximo beneficio de la educación de los niños y los jóvenes en contextos de crisis.

El compromiso de Dubai Cares de financiar evidencias de EiE responde al hecho de que la EiE continúa contando con poca financiación por parte de los gobiernos y de los actores humanitarios por igual. A fin de mejorar la causa de invertir en EiE y asegurar que los recursos, de por sí limitados, se orienten hacia modelos que se fundamentan en una comprensión concreta de lo que funciona en EiE, necesitamos invertir en desarrollar y diseminar un conjunto de evidencias que capture la eficacia de estos modelos. Sin embargo, el acto de financiar evidencias para EiE no es suficiente en sí mismo. Debemos asegurar que la evidencia que financiamos llegue a las manos indicadas y que sea adoptada y utilizada en forma activa por los actores de EiE en la instancia correcta de toma de decisiones. Esto implica financiar investigaciones que estén libremente accesibles y sean diseñadas para las voces de esas personas e instituciones que están en el terreno, en contextos afectados por la crisis, y que las incluyan. Implica dejar que sus necesidades y sus preguntas guíen nuestras agendas de aprendizaje, en vez de que las agendas de aprendizaje se establezcan desde el hemisferio norte.

Para poder alcanzar a aquellos que más conocen qué evidencia falta, Dubai Cares se asoció con la Red Interinstitucional para la Educación en Situaciones de Emergencia (INEE, por sus siglas en inglés) para el diseño y la administración del fondo. Como red mundial con más de 15 000 miembros individuales de agencias de la ONU, organizaciones no gubernamentales, donantes, gobiernos, universidades, escuelas y poblaciones afectadas, trabajando juntos para garantizar que todas las personas tengan el derecho y acceso a educación de calidad en situaciones de emergencia y en la recuperación posterior a la crisis, INEE es un hogar natural para el prospecto de investigación E-Cubed.

Falta de inclusión de actores locales

E-Cubed se estableció con el fin de generar bienes públicos mundiales[2] para el sector de EiE en general. Por tanto, ni Dubai Cares ni INEE han identificado un enfoque temático o geográfico para cada convocatoria de propuestas, reconociendo que aquellos que están en el terreno identifican mejor las brechas en las evidencias en el terreno. No obstante, el proceso de revisión de las presentaciones para financiación E-Cubed ha demostrado que la narrativa del “qué” y del “cómo” todavía no deriva mayormente de soluciones locales. Por ejemplo, al revisar las presentaciones de la segunda convocatoria de solicitudes de E-Cubed, observamos que la mayoría de las propuestas de investigación consideraba el Aprendizaje Social y Emocional (SEL, por sus siglas en inglés) en contextos de emergencia[3]. Cuando analizamos estas propuestas, nos dimos cuenta de que la mayoría estaba probando la implementación de enfoques SEL de marca —es decir, de propiedad de una agencia— que fueron desarrollados por actores de altos ingresos, en contextos que no eran de emergencia para actores que trabajan en contextos de emergencia. Muy a menudo, faltaba el aporte de los usuarios finales en cada etapa de las propuestas de investigación: desde el elegir el modelo a probar, formular las preguntas de la investigación y las suposiciones en las que se basan, a divulgar los resultados generados por la investigación. Esta observación es alarmante, especialmente considerando el gran interés que atrajo la investigación en SEL para EiE de financiadores e investigadores en los últimos años.

Un sólido conjunto de evidencias en contextos de altos ingresos, sin emergencia, ha indicado que los programas SEL pueden mejorar los resultados académicos, sociales, emocionales y de comportamiento de los niños. Además, la bibliografía reciente muestra que las competencias SEL pueden ser herramientas fundamentales para desarrollar resiliencia entre los niños y jóvenes afectados por la crisis. Por lo tanto, estudiar enfoques para integrar SEL a EiE podría ser prometedor. Pero ¿las necesidades de quién se estarían satisfaciendo a través de esta línea de consulta si el usuario final previsto no se encuentra en ninguna etapa del proceso de investigación? ¿Las respuestas de quién se responden finalmente?

La investigación sobre EiE puede brindar orientación crucial para los actores que trabajan en contextos de emergencia, permitiéndoles hacer el mejor uso de los recursos y diseñar modelos que puedan mejorar las vidas de los niños y jóvenes afectados por la crisis. Sin embargo, esto no puede suceder si el proceso de investigación no se fundamenta en las opiniones de los profesionales locales. Sin el aporte de los actores locales, la investigación que financiamos pierde su finalidad. En vez de investigar lo que funciona verdaderamente en EiE, terminamos imponiendo nuestras propias ideas de lo que pensamos que debería funcionar en EiE. A fin de apoyar la creación de un conjunto de evidencias dirigido a entender más que a imponer, necesitamos actuar para asegurar que apoyamos enfoques de investigación que empoderen explícitamente y desarrollen la capacidad de los actores locales de definir la agenda de aprendizaje.

Dubai Cares decidió asociarse con INEE para el diseño y la administración de E-Cubed específicamente por el compromiso de INEE de diversificar su membresía y emplear enfoques colaborativos con sus miembros para asegurar que se incluyan todas las voces. Desde que se creó en 2000, INEE se convirtió en un recurso esencial para los profesionales que buscan herramientas y orientación para implementar los programas de EiE. Reconociendo el mandato de INEE como plataforma convocante y neutral para el sector de EiE, creemos que INEE tiene el potencial de ser el eje de todos los esfuerzos para recopilar y organizar las evidencias para el sector de EiE y para reunir a las partes interesadas que trabajan con esta finalidad.

Como financiadores de investigación de EiE, debemos ser conscientes del poder que tenemos y de la influencia que nuestras propias agendas de aprendizaje y decisiones de financiación podrían tener en el panorama de la investigación de EiE. Por lo tanto, debemos asegurar que nuestros enfoques de financiación surjan de procesos consultivos y democráticos que incluyan a todas las voces y que respondan a las necesidades del sector de EiE en su totalidad.

 

Nadeen Alalami Nadeen.alalami@dubaicares.ae

Analista de investigación, Dubai Cares www.dubaicares.ae

 

[1] Una organización filantrópica que trabaja para mejorar el acceso de los niños a educación de calidad en países en desarrollo.

[2] Un Bien Público Mundial es un recurso o producto básico de libre acceso y disponible para todos, y cuyo uso por parte de una persona no reduce la disponibilidad a otros.

[3] SEL se puede definir como “un proceso de adquisición de valores sociales y emocionales, actitudes, competencias, conocimiento y aptitudes que son esenciales para aprender, ser eficaces, para el bienestar y el éxito en la vida”.

http://s3.amazonaws.com/inee-assets/resources/INEE_PSS-SEL_Background_Paper_ENG_v5.3.pdf

Renuncia de responsabilidad
Las opiniones vertidas en los artículos de RMF no reflejan necesariamente la opinión de los editores o del RSC.
Derecho de copia
Cualquier material de RMF impreso o disponible en línea puede ser reproducido libremente, siempre y cuando se cite la fuente y la página web. Véase www.fmreview.org/es/derechos-de-autor para más detalles.

facebook logo Twitter logo RSS logo

Forced Migration Review
Refugee Studies Centre
Oxford Department of International Development
University of Oxford
3 Mansfield Road, Oxford OX1 3TB, UK
fmr@qeh.ox.ac.uk  +44 (0)1865 281700
skype: fmreview